Más energía y menos calorías - metodoamaro.com

Más energía y menos calorías

por María Amaro

Los alimentos energéticos, como su propio nombre indica, son aquellos que tienen como objetivo incrementar y aportar más energía a nuestro organismo. Los que más energía transmiten a nuestro cuerpo son los alimentos que contienen carbohidratos.  

​En ocasiones, sentir cansancio y falta de vitalidad es normal pero debemos revisar nuestra alimentación. Lo mejor en estos casos, es seguir un plan nutricional adecuado, para  devolverle a nuestro organismo la potencia y fuerza que necesita para rendir al máximo.

¿Por qué nuestro cuerpo pierde energía?

Habitualmente, nos preguntamos por qué nos encontramos cansados, hinchados, y no tenemos fuerza para acabar el día con energía y ganas. Probablemente, el problema esté en el modo de alimentación que llevamos. Éstas pueden ser las causas:

  • Consumir comida basura y azúcares refinados regularmente.
  • No desayunar adecuadamente.
  • Pasar muchas horas sin ingerir ningún alimento.
  • Beber pocos líquidos.
  • Comer de manera excesiva.
  • Someterse a dietas excesivamente restrictivas.

¿Qué tipos de alimentos nos aportan la energía que necesitamos?

En el tema de los productos energéticos tenemos los envasados, donde podemos destacar las bebidas energizantes como las isotónicas, y los alimentos energéticos naturales que contienen carbohidratos, proteínas, vitaminas, minerales y aminoácidos.

En las bebidas energizantes tenemos a día de hoy una gran variedad, la mayoría contienen 300 calorías por litro y son las ideales para reponer el agua y las sales minerales después de ejercitar el cuerpo, ya sea al ir a correr, montar bicicleta o estar un rato en el gimnasio mejorando nuestro cuerpo físico.

Estos son algunos de los alimentos energéticos más adecuados para “cargar las pilas”:

  • Frutos secos: Estos son los energéticos por excelencia. Contienen una gran cantidad de ácidos grasos esenciales. Destacan por el magnesio, fosforo, potasio, calcio, hierro, zinc y selenio. Tienen también poder antioxidante. A esto se suman importantes cantidades de proteína y fibra, que ayudan a regular el tránsito intestinal y mejorar la musculatura.  Es un alimento que aporta vitalidad y que, al mismo tiempo, tiene un gran poder saciante.
  • Avena: Perteneciente al grupo de las gramíneas. Forma parte de una de las familias de alimentos más importantes para nuestra nutrición. Es rica en proteínas, grasas, hidratos de carbono y vitamina B1. Además contiene minerales como hierro, potasio, magnesio y zinc. Tiene un alto contenido en grasas insaturadas y previene los altos niveles de colesterol.
  • Chocolate negro con alto porcentaje en cacao: Cuanto más puro mejor. Es la fuente de energía y mejora el estado de ánimo. Rico en magnesio, potasio, fosforo y hierro, vitaminas A, E B1 y B2, lípidos y proteínas.
  • Remolacha: Es ideal como bebida o merienda antes de una carrera, el consumo de remolacha hace que los niveles de nitrato en la sangre aumenten lo suficiente para rejuvenecer los músculos lentos y mejorar el rendimiento del ejercicio. El Nitrato, ensancha los vasos sanguíneos que, a su vez, mejora el suministro de oxígeno a los músculos y reduce la presión arterial. Se recomienda beber un zumo de remolacha un par de horas antes del ejercicio intenso.
  • Berro: Podría minimizar el estrés causado a su cuerpo después de una dura sesión de ejercicios. Esta hoja de ensalada está llena de antioxidantes. Se recomienda consumir a diario una taza de este vegetal crudo.
  • Acai: Este alimentos te aporta una dosis extra de vitalidad cuando realicemos esfuerzo físico. Está formado por un 40% de fibra, y tiene una alta concentración de hidratos de carbono, proteínas y grasa vegetal, ideales para deportistas. Es un superalimento que combate el 80% de los cánceres y un potente reductor de los radicales libres.
  • Té verde: No sólo es refrescante y excelente para bajar de peso, el consumo de té verde puede darle más energía y calmar los nervios antes de una gran carrera. Contiene antioxidantes, polifenoles y catequinas, que pueden ayudar a aumentar el gasto de energía las 24 horas y la oxidación de grasas.
  • Plátano: Esta fruta es rica en potasio, que es la sustancia que ayuda a mantener un correcto funcionamiento nervioso y muscular. Frente a la deshidratación, esta fruta es una fuente que ayuda a reponer la cantidad de potasio que se pierde. Tiene vitamina B6 que es clave para la conversión de los alimentos en energía (especialmente carbohidratos y proteínas). Por ello, es recomendable su consumo antes de hacer ejercicio físico.
  • Carne magra: La carne magra significa con poca grasa, es decir, la parte del animal con menos cantidad de grasa. La carne magra del cerdo y la ternera, el pollo sin piel y el pavo son una importante fuente de proteínas. Son carnes con una elevada cantidad de vitamina B12, que ayuda a combatir los estados de depresión y cansancio.

¿Cómo conseguir una dieta equilibrada y que te aporte energía?

  • Beber una alta cantidad de agua.
  • Realizar cinco comidas diarias.
  • La comida más importante del día debe ser el desayuno, pues debe aportar la energía suficiente para hacer frente a toda la jornada.
  • A media mañana, hacer un tentempié con frutos secos o un lácteo.
  • La comida puede ser a base de verdura de hoja verde, acompañada de proteínas como el pollo, pavo o ternera magra y un hidrato de carbono de absorción lenta.
  • No hay que saltarse la merienda, un lácteo, una pieza de fruta y un té.
  • Evitar las cenas pesadas.

You may also like

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.