Alimentación y estrés - metodoamaro.com

Alimentación y estrés

por María Amaro

Una buena alimentación es importante para nuestra salud en todos los aspectos pero además, debemos de tener en cuenta que también influye en nuestros niveles de estrés.

Si no nos alimentamos correctamente se estimulan las glándulas suprarrenales que en caso de desequilibrio originarán estrés. Estas glándulas se encuentran encima de los riñones y sintetizan tres hormonas: cortisol, adrenalina y noradrenalina. Las tres nos ayudan a enfrentarnos al estrés.

El estrés crónico es muy dañino para el organismo ya que desequilibra las glándulas suprarrenales provocando numerosos síntomas:

  • Cambios de humor
  • Falta de concentración
  • Exceso de peso
  • Insomnio
  • Alteraciones menstruales
  • Taquicardias
  • Ansiedad
  • Agotamiento
  • Bajones de azúcar
  • Infecciones frecuentes

Nuestra alimentación está muy relacionada con la estimulación de las glándulas suprarrenales y la producción de hormonas en función de ciertos hábitos que si son evitados dejamos de generar un estrés innecesario al organismo.

¿Qué alimentos son estresantes?

Café 
El café en su justa medida es beneficioso y placentero, pero contiene cafeína, teofilina y teobromina que van a estimular la producción de adrenalina y noradrenalina y, por tanto, un aumento de glucosa en sangre.

El efecto rebote va a producir cansancio, temblores e irritabilidad, ya que el cuerpo estará en estado de bajón de azúcar, y esto provocará la activación de las glándulas suprarrenales. Este efecto de montaña rusa es gravemente estresante para el organismo.


Contiene cafeína y tanina, ambas de carácter estimulante. El té actúa como el café produciendo los mismos efectos y además le roba al organismo minerales como el zinc y el hierro. Es beneficioso tomar una o 2 tazas al día, pero siempre sin abusar.

Azúcar 
Esta sustancia tan ingerida actualmente en nuestra sociedad principalmente en niños, va a aumentar la glucosa (azúcar) en  sangre y esto hará que el organismo segregue mucha insulina causando el efecto rebote con bajón de azúcar. Esto provoca la estimulación de las glándulas suprarrenales para que produzcan adrenalina y noradrenalina y vuelvan a subir los niveles de glucosa provocando más estrés al organismo.

Chocolate
Contiene cocoa, compuesta de teobromina y como ya hemos visto en el apartado del café, esta sustancia actúa acentuando el estrés en nuestro organismo. Por otro lado, el chocolate suele llevar azúcar, otra sustancia mencionada anteriormente y que actúa de igual manera. Hay que recordar que en pequeñas dosis el chocolate tiene muchas propiedades beneficiosas.

Alcohol
Inhibe la movilización del glucógeno (depósitos de glucosa) en el hígado, contribuyendo a bajones de glucosa. Ante estados de bajón de azúcar, las glándulas suprarrenales son estimuladas para volver a elevar los niveles de glucosa y provocarán una situación de estrés al organismo.

Además, el alcohol interfiere con la absorción del zinc (fundamental para el control del estrés) y fomenta la absorción del plomo (un estresante) en el organismo.

¿Comer mal provoca estrés?

Si el espacio entre las comidas es muy largo (unas 4 ó 5 horas, o más), el organismo acabará agotando la glucosa en sangre. Una vez que esto ocurre las glándulas suprarrenales producen adrenalina y noradrenalina para estimular al hígado a que libere el glucógeno (depósitos de glucosa), y así volver a regular los niveles de glucosa en la sangre, esto provoca la estimulación de la glándulas suprarrenales y un estrés para el organismo.

La escasez de proteína y exceso de hidratos de carbono en la dieta provoca estrés.

La falta de ingesta de hidratos de carbono en la dieta hace que la glucosa en sangre suba, activando la producción de insulina y produciendo el efecto bajón de azúcar, con la estimulación de suprarrenales y el consiguiente estrés hacia el organismo.

En cambio la ingesta de proteínas, estimula la producción de glucagón (una hormona producida por el páncreas), que previene el bajón de azúcar.

Dra. Amaro.

You may also like

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.